viernes, mayo 11, 2007

Ni una ni otra

Si tuviera todas las respuestas te las daría sin ningún problema, sin miedo a lastimar o a ser mal interpretado. Te entregaría cada palabra si fueran un fiel reflejo del lado interno del espejo.

Si tuviera todas las soluciones ideales las aplicaría para verte sonreir cada mañana. No importa lo que tuviera que sacrificar, lo que tuviera que esforzarme. Te las entregaría todas.

Pero no tengo ni una cosa, ni otra.

6 comentarios:

Martha Veronica dijo...

Si tuvieras todas las respuestas y todas las soluciones serías Dios.

Anónimo dijo...

Y a veces ni siquiera dios las tiene...

Camille dijo...

la intencion de tenerlas es lo que cuenta.

Jaka dijo...

Yo digo que hola y que saludos sudorosos desde Playa del Carmen, snif...

Nos debemos las chelas mister, nos las debemos!

Carlos Efrén dijo...

Anónimo tiene razón, ni siquiera Dios las tiene es un ogete que nos las presta (las soluciones albureros).

Y en este caso Lola/Camille la intención no sirve de nada.

Mi estimado Jaka, mucha suerte en el Caribe espero pronto verlo y brindar por el éxito en esa aventura caribeña.

Anónimo dijo...

Dios no es ojete, solo le gusta ponernos en aprietos para reirse en ratos.
(Segun dicen Jesus y el Espiritu Santo cuenta unos chistes muy serios)